Si hacéis otro retiro para directivos, directores o empresarios avísame que mi padre quiere probar. Nada más llegar a casa me ha dicho que mi sonrisa era distinta, le he contado lo de la pastilla de la tensión y se ha quedado sin habla!!”

Deja una respuesta