Me he dado cuenta que me paso buscando continuamente cosas en mi vida. Busco la mejor manera para actuar delante de gente, la mejor frase para decir delante de un cliente, la mejor manera de ser (o la que se supone)… Y esto precisamente es lo que me estaba llevando a la ansiedad, ansiedad de ser mejor, de cambiar algo, de ser alguien que no soy.

Ahora he entendido que no tengo nada roto, que no hay nada que cambiar, que cuando te paras te encuentras a ti mismo y no importa lo que digas o hagas, porque lo que pasa es que eres tu, en Yellownstown Park y que Yellonstown Park eres tu. Y que siendo tu, las conexiones ocurren. Si, porque ya estamos conectados, tan sencillo. Y lo mejor, es que no necesito de trucos, de artimañas para forzar que ocurran. Simplemente pasan.

Yo también llevo años asistiendo a Terapia, he cambiado de terapeuta en 3 ocasiones y leído incontables libres de autoayuda. Para mi ir a terapia estaba siendo como no soltar los mandos, el seguro. Despues de este fin de semana, he decidido dejarla para que sea el propio transcurso de mi naturaleza humana el que se regule solo, porque solo así las cosas llegan a su sitio natural: la claridad.

En cuanto al curso, me ha encantado la forma en la que lo has impartido. He tenido varios momentos de click que me han llegado muy hondo: “no es lo mismo saberlo que no saberlo”, “hay un lugar donde las bombas no han llegado” o “la lluvia de globos de colores”. Además he conocido gente estupenda, gente que siento hemos sido todos uno, como Yellostown Park.

Leave a Reply